Significado de Viernes Santo.

Comparte este artículo:

Qué es Viernes Santo:

El Viernes Santo es una festividad cristiana en la cual se conmemora la muerte de Jesús de Nazaret. Como tal, se celebra durante la Semana Santa, después del Jueves Santo, y antes del Domingo de Resurrección o de Pascua. Este día, la Iglesia católica manda a sus fieles, como penitencia, a guardar ayuno y abstinencia de carne.

El Viernes Santo es, fundamentalmente, un día de duelo durante el cual se recuerda la crucifixión de Jesucristo en el Calvario, quien se sacrifica para salvar del pecado a la humanidad y darle la vida eterna. De allí que la cruz se haya tomado como el símbolo de la gloria para la adoración de los cristianos.

A este respecto, escribe, en la Biblia, Pedro: “Porque también Cristo padeció una sola vez por los pecados, el justo por los injustos, para llevarnos a Dios, siendo a la verdad muerto en la carne, pero vivificado en el espíritu” (1 Pedro III: 18).

Este día, en las iglesias, las imágenes —principalmente el crucifijo— se cubren con tela morada en señal de la ausencia de Jesús. La imagen de la Virgen María, por su parte, se viste de negro como muestra de su luto.

También es costumbre rezar el viacrucis y meditar sobre las siete palabras de Jesús en la cruz, así como participar en la liturgia de adoración a la cruz, y acompañar a Jesús en el sufrimiento. A las tres de la tarde es también costumbre recordar la crucifixión rezando el Credo.

Durante la noche, se conmemora la muerte de Cristo con himnos solemnes, oraciones de acción de gracias, así como un mensaje centrado en el sufrimiento de Cristo por nosotros.

Una de las tradiciones más populares del Viernes Santo es la representación del viacrucis, dramatizada con actores, donde se revive el todo el recorrido de Jesús hasta el Calvario.


Comparte este artículo: