EE.UU. pide prestado dinero a China para financiar a Ucrania: Senador Rand Paul

Comparte este artículo:

El senador Rand Paul (R-Ky.) interroga al Dr. Anthony Fauci durante una audiencia en Washington el 11 de enero de 2022. (Greg Nash/AFP vía Getty Images)

Estados Unidos no puede permitirse enviar dinero a Ucrania sin pedir prestado a China y asumir más deuda para financiar sus obligaciones, dijo el senador Rand Paul (R-Ky.) en una entrevista el 18 de mayo en Breitbart News Daily Podcast.

El 16 de mayo, una mayoría bipartidista de senadores estadounidenses votó a favor de un paquete de ayuda a Ucrania de 40,000 millones de dólares, a pesar de una objeción anterior de Paul. El Senado está en camino de considerar finalmente el proyecto de ley en algún momento de esta semana y se espera que apruebe la legislación.

“Creo que es importante saber que no tenemos dinero para enviar. Es decir, tenemos que pedir prestado el dinero a China para enviarlo a Ucrania”, explicó Paul. “Y creo que la mayoría de la gente lo entiende, y muchos republicanos lo dirán y lo entenderán cuando se trata de un nuevo programa social, pero si se trata de ayuda militar a un país, dicen: ‘Bueno, podemos pedirlo prestado. Es un préstamo justificado’”.

En la actualidad, la deuda nacional de Estados Unidos se acerca a los 30.5 billones de dólares, y el gasto federal anual supera a los ingresos federales anuales en más de 2 billones. Para seguir financiando las obligaciones consignadas por el Congreso, Estados Unidos tiene que contraer deuda, gran parte de la cual es adquirida por compradores chinos.

El 12 de mayo, Paul se negó a hacer avanzar el proyecto de ley de 40,000 millones de dólares para Ucrania hasta que se introdujeran cambios en la legislación que garantizaran que un inspector general pudiera controlar exactamente cómo se gastaría el dinero. Finalmente, el Senado invocó el cierre del debate sin realizar ningún cambio en el proyecto final.

“Mi juramento de cargo es ante la Constitución de Estados Unidos, no ante ninguna nación extranjera, y por muy solidaria que sea la causa, mi juramento de cargo es ante la seguridad nacional de Estados Unidos de América”, dijo Paul en el pleno del Senado el 12 de mayo.

“No podemos salvar a Ucrania condenando a la economía estadounidense. … Solo la gasolina ha subido un 48 por ciento, y los precios de la energía han subido un 32 por ciento en el último año. Los precios de los alimentos han aumentado casi un 9 por ciento. Los precios de los vehículos usados han subido un 35% en el año, y los precios de los vehículos nuevos han aumentado un 12% o más”, continuó.

Paul señaló que la inflación “no surge de la nada”, al mismo tiempo que apuntó al gasto deficitario, señalando que Estados Unidos gastó casi 5 billones de dólares en “rescates financieros por el COVID-19”, que han provocado una inflación desorbitada.

“Los estadounidenses están sintiendo el dolor, y el Congreso parece estar decidido a aumentar ese dolor sacando más dinero por la puerta tan rápido como puedan”, dijo Paul.

Con la esperanza de acelerar el proceso de aprobación del proyecto de ley, el líder de la mayoría del Senado, Chuck Schumer (D-N.Y.), y el líder de la minoría del Senado, Mitch McConnell (R-Ky.), se ofrecieron a permitir la votación de una enmienda que modificara el lenguaje que Paul buscaba.

Sin embargo, Paul se negó, exigiendo que sus cambios se incluyeran en el texto de la propia legislación.

Tanto Schumer como McConnell criticaron el esfuerzo de Paul, calificándolo de “obstruccionista” y “aislacionista”.

“Su obstrucción no impedirá que la ayuda a Ucrania se apruebe finalmente en el Senado”, dijo Schumer en el pleno del Senado el 16 de mayo. “De una forma u otra vamos a conseguirlo y enviar un claro mensaje a Ucrania y al mundo de que Estados Unidos está del lado de la democracia y en contra de la campaña de violencia profundamente inmoral de Putin”.

El 15 de mayo, tras un viaje a Ucrania, McConnell comentó: “Siempre ha habido voces aislacionistas en el Partido Republicano. Creo que una de las lecciones que aprendimos en la Segunda Guerra Mundial es que no luchar ante la agresión desde el principio es un gran error”.

A Paul se le unieron en su oposición otros 10 senadores republicanos, entre ellos Josh Hawley (R-Mo.), Mike Crapo (R-Idaho), Mike Lee (R-Utah), Bill Hagerty (R-Tenn.), Mike Braun (R-Ind.), Marsha Blackburn (R-Tenn.), John Boozman (R-Ark.), Roger Marshall (R-Kan.), Cynthia Lummis (R-Wyo.) y Tommy Tuberville (R-Ala.).

En última instancia, el pequeño contingente de opositores tiene pocas opciones para seguir paralizando la aprobación del proyecto de ley, que es casi seguro que será aprobado y firmado por el presidente Joe Biden, quien originalmente solicitó el paquete en abril.

Joseph Lord – La Gran Época (The Epoch Times en español)


Comparte este artículo: