Confianza de consumidores se hunde al nivel del 2011

Comparte este artículo:

Empleada de restaurante atiende a clientes en una terraza. Empleada de restaurante atiende a clientes en una terraza. AP/ Gerry Broome.

La confianza de los consumidores estadounidenses también se desplomó en noviembre y diciembre a causa de la inflación.

WASHINGTON– La confianza de los consumidores estadounidenses cayó en enero a su nivel más bajo desde noviembre del 2011, deteriorándose más de lo esperado debido a la variante ómicron del coronavirus, según la estimación final de la encuesta de la Universidad de Michigan publicada el viernes.

El índice que mide esta confianza se sitúa en 67,2 puntos, contra 68,8 puntos de la estimación preliminar publicada a mediados de enero, y frente a los 70,6 puntos de diciembre.

También es menor de lo esperado por los analistas, que preveían una estabilidad en relación a la estimación preliminar.

La confianza de los consumidores estadounidenses también se desplomó en noviembre y diciembre a causa de la inflación, que erosiona la capacidad de compra, según la estimación preliminar de la Universidad de Michigan.

El índice que mide esta confianza se sitúa en 67,2 puntos, contra 68,8 puntos de la estimación preliminar publicada a mediados de enero, y frente a los 70,6 puntos de diciembre.

También es menor de lo esperado por los analistas, que preveían una estabilidad en relación a la estimación preliminar.

La confianza de los consumidores estadounidenses también se desplomó en noviembre y diciembre a causa de la inflación, que erosiona la capacidad de compra, según la estimación preliminar de la Universidad de Michigan.

El índice se ubicó en 66,8 puntos frente a 71,7 en octubre, muy por debajo de lo esperado por los analistas que vaticinaban un nivel similar al mes pasado.

Los consumidores pierden confianza por “una tasa de inflación que sube y la convicción creciente (…) de que ninguna política eficaz fue adoptada para reducir los daños” causados por esta alza de precios, detalla el comunicado.

Los consumidores estadounidenses se preocupan por la inflación y pierden fe en la política económica de Joe Biden, por lo que su confianza en la economía del país se erosionó en octubre, según la estimación final de la Universidad de Michigan publicada el viernes.

Aunque esperan ingresos más altos y que las infecciones por COVID sigan bajando, los consumidores estadounidenses visualizan una inflación más alta, resumió Richard Curtin, economista encargado de esta encuesta muy seguida por los mercados.

Este nivel refleja además “una caída de la confianza en las políticas económicas del gobierno”, señaló un comunicado.

Diario las Américas (Con información de AFP)


Comparte este artículo: