La inflación en Estados Unidos se dispara al 7%, la más alta en 40 años

Comparte este artículo:

Dólares estadounidenses el 2 de julio de 2020. (Giorgio Trovato/Unsplash)

🔴 Síguenos a través de Youtube / Telegram / Newsletter

Redacción BLes– Según el comunicado de prensa del Índice de Precios al Consumo (IPC) publicado por la Oficina de Estadística de EE.UU. el miércoles 12 de enero, el IPC “subió un 7,0% en los 12 meses que terminaron en diciembre, el mayor aumento en 12 meses desde el periodo que terminó en junio de 1982”.

Esta tendencia fue ampliamente anticipada por muchos. Sin embargo, mientras que el gobierno de Biden culpa a la pandemia de COVID-19 por el aumento de la inflación, los republicanos argumentan que el gasto masivo del gobierno es el culpable, como informó VOA News.

El CIP mide la variación media de los precios en el tiempo que los consumidores pagan por una serie de bienes y servicios.

Los artículos relacionados con los productos y servicios energéticos fueron los más afectados. Como se informó oficialmente, “el índice energético aumentó un 29,3% en los últimos 12 meses, con todos los principales índices de componentes energéticos en aumento. El índice de la gasolina subió un 49,6% en el último año. El índice del gas natural subió un 24,1% en los últimos 12 meses, y el de la electricidad un 6,3%”.

En el último año, el índice de alimentos subió un 6,5%. “El mayor aumento fue, con mucho, el del índice de carnes, aves, pescado y huevos, que subió un 12,5% en el año, a pesar de haber bajado en diciembre. En cambio, el índice de productos lácteos y afines aumentó un 1,6%, el menor incremento entre los grupos”.

Variación porcentual en 12 meses, Índice de Precios al Consumo, categorías seleccionadas (Captura de pantalla de la Oficina de Estadísticas Laborales de EE.UU.)

La inflación ha añadido más dificultades a los trabajadores en medio de un aumento de los casos de COVID. Además, amenaza la iniciativa de Biden “Reconstruir mejor”. La actual administración espera contar con un paquete de gastos de 1,7 billones de dólares que el Congreso aprobó, pero que aún debe ser aprobado por el Senado.

Biden admitió que “aún nos queda trabajo por hacer, ya que los aumentos de precios siguen siendo demasiado elevados y exprimen los presupuestos familiares” y que “la inflación es un reto mundial, que aparece en prácticamente todas las naciones desarrolladas a medida que salen de la pandemia de la depresión económica”.

Los economistas creen que Estados Unidos no se recuperará tan rápido esta vez, ya que el país sigue luchando contra una nueva ola de casos de COVID. Sin embargo, tal y como informa Newsmax, David Kelly, estratega global jefe de JPMorgan Funds en Nueva York, afirmó que “en el primer trimestre debería alcanzarse un máximo de inflación, ya que la bajada de los precios de la energía y el descenso de la inflación de los alimentos y los automóviles permitirán un aumento más lento de los precios durante el resto del año”.

Carina Colombres Garmendia – BLes


Comparte este artículo: