Líderes de California planean convertir el estado en “santuario” del aborto si se anula Roe V. Wade

Comparte este artículo:

El gobernador de California, Gavin Newsom, habla en una instalación de VA en Los Ángeles, California, el 10 de noviembre de 2021. (John Fredricks/The Epoch Times)

Altos funcionarios de California están respaldando un plan para hacer del estado un refugio seguro para las mujeres que buscan abortar si la Corte Suprema anula el caso Roe vs. Wade.

Planned Parenthood y unos 40 grupos más dieron a conocer docenas de recomendaciones para que los responsables políticos consideren su adopción, incluyendo el aumento de los fondos para las organizaciones pro-aborto, que ayudan a las mujeres que se someten al procedimiento, con el dinero de la gasolina, el cuidado de los niños y otros posibles obstáculos; el reembolso de los préstamos para los trabajadores de la salud que proporcionan el aborto; y la apertura de asesoramiento virtual para las mujeres de otros estados que quieren tomar las píldoras abortivas.

La senadora californiana Toni Atkins, presidenta pro tempore del Senado estatal, escribió una carta en apoyo de las recomendaciones, y el gobernador Gavin Newsom, demócrata que inició la coalición, dijo que algunas de las recomendaciones se incluirán en su propuesta de presupuesto en enero de 2022.

“Seremos un santuario”, dijo Newsom en una entrevista, añadiendo que es consciente de que las pacientes probablemente viajarán a California desde otros estados para buscar abortos.

“Estamos buscando formas de apoyar esa inevitabilidad y buscando formas de ampliar nuestras protecciones”, añadió.

La Corte Suprema escuchó el 1 de diciembre los argumentos de los funcionarios de Misisipi en un caso que desafía directamente el caso Roe vs. Wade, la sentencia de 1973 que dijo que el acceso al aborto era un derecho constitucional.

La sentencia y su compañera, Planned Parenthood v. Casey, “no tienen base en la Constitución”, dijo el Procurador General de Misisipi, Scott Stewart, a la corte.

Si la corte anula las sentencias anteriores, cada estado sería libre de restringir o ampliar el acceso al aborto.

El gobernador de Misisipi, Tate Reeves, es visto en la Mansión del Gobernador en Jackson, Misisipi, el 30 de junio de 2020. (Rogelio V. Solis-Pool/Getty Images)

Veintiséis estados tienen la probabilidad o la certeza de prohibir el aborto, según el Instituto Guttmacher, que está a favor del aborto. El gobernador de Misisipi, el republicano Tate Reeves, dijo esta semana que su estado aplicaría la prohibición del aborto a las 15 semanas si la Corte Suprema falla a su favor.

“Si crees como yo creo firmemente que ese inocente niño no nacido en el vientre de la madre es de hecho un niño, la palabra más importante cuando hablamos de niños no nacidos no es no nacidos, sino que son niños”, dijo Reeves a CNN, y añadió: “Haré todo lo que pueda para proteger la vida de esos niños”.

California ya es uno de los estados más proabortistas; alrededor de 15 de cada 100 abortos realizados en Estados Unidos en 2017 se completaron en el estado. California paga los abortos de muchos residentes de bajos ingresos a través del programa estatal Medicaid. Y California es uno de los seis estados que exigen a las compañías de seguros privadas que cubran los abortos, aunque muchas pacientes todavía terminan pagando deducibles y copagos.

Los grupos pro-aborto están pidiendo a los legisladores del estado que reembolsen a los proveedores de abortos los servicios prestados a quienes no pueden pagar, incluyendo a quienes viajan a California desde otros estados cuyos ingresos son lo suficientemente bajos como para que puedan optar a abortos financiados por el estado a través de Medicaid si vivieran allí.

Planned Parenthood, que cuenta con cerca de la mitad de las clínicas de aborto de California, dijo que atendió a 7000 personas de otros estados el año pasado.

Los grupos provida criticaron las recomendaciones, calificándolas de radicales.

La coalición pro-aborto “quiere cooptar a todos los californianos para promover su infraestructura abortista radical, incluyendo la financiación del aborto para las mujeres sin seguro, la financiación estatal para la formación en materia de aborto y el interrogatorio invasivo de la actividad sexual de menores de tan solo 10 años”, dijo Mary Riley, vicepresidenta y fundadora de la Fundación de Defensa Legal de la Vida, a The Epoch Times en un correo electrónico.

El grupo insta a los legisladores a rechazar cualquier legislación que incluya recomendaciones de Planned Parenthood y sus aliados.

Con información de Matthew Vadum, Jack Phillips y Associated Press.

Zachary Stieber – La Gran Época (The Epoch Times en español)


Comparte este artículo: