Gobierno de Biden no revela si quienes cruzan frontera son sometidos a prueba de COVID-19: Médicos del GOP

Comparte este artículo:

Un grupo de inmigrantes ilegales es procesado por la Patrulla Fronteriza después de cruzar la frontera entre Estados Unidos y México en La Joya, Texas, el 10 de abril de 2021 (Charlotte Cuthbertson / The Epoch Times).

Los republicanos en la Cámara de Representantes de EE. UU. están presionando a la Administración Biden para que revele cuántos inmigrantes ilegales que cruzan la frontera sur de Estados Unidos están siendo sometidos a pruebas por parte del Departamento de Seguridad Nacional (DHS, por sus siglas en inglés) para detectar el virus del PCCh (Partido Comunista Chino), que causa la enfermedad COVID-19, mientras que a los estadounidenses vacunados se les dice que usen mascarillas en interiores.

En una carta al secretario del DHS, Alejandro Mayorkas, el caucus de médicos del Partido Republicano solicitó datos sobre cuántos inmigrantes ilegales son sometidos a pruebas por COVID-19 antes de ser liberados en Estados Unidos.

Alrededor de 1 millón de inmigrantes ilegales han sido detenidos en la frontera entre EE. UU. y México desde que el presidente Joe Biden asumió el cargo, según la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de EE. UU. (CBP, por sus siglas en inglés), y las cifras en junio registraron otro aumento en comparación con el mes anterior, en el que ya se habían alcanzado cifras récord. El mes pasado, los agentes detuvieron a 188,829 personas que cruzaban ilegalmente la frontera, frente a las 180,034 de mayo, según la CBP. Esto supone un promedio de 6294 detenciones por día durante el mes.

Además, el mes pasado, el excomisionado de CBP, Mark Morgan, dijo a Breitbart News que “pocos o ninguno de los casi un millón de extranjeros ilegales detenidos han sido vacunados y hay poca infraestructura de salud efectiva a lo largo de la ruta para ayudar a prevenir la propagación del virus”.

Epoch Times Photo

Mark Morgan, comisionado interino de Aduanas y Protección Fronteriza, en una conferencia de prensa en Washington el 5 de marzo de 2020 (Charlotte Cuthbertson / The Epoch Times)

“Cuando los estadounidenses consideran el tan alto número de detenciones de migrantes, muchos han expresado acertadamente su preocupación por el riesgo para la salud pública que representan miles de migrantes que cruzan nuestras fronteras cada semana sin hacerse la prueba de COVID-19. Como grupo activo de médicos y profesionales de la salud, ciertamente compartimos esta preocupación ”, escribió el caucus de médicos del GOP.

“Además, estamos profundamente preocupados por la falta de transparencia de la Administración Biden. Los estadounidenses merecen saber si a los migrantes se les está haciendo la prueba de COVID-19 en la frontera, y si no es así, ¿por qué diablos es así?”.

El DHS no respondió de inmediato a la solicitud de comentarios The Epoch Times sobre las pruebas del virus del PCCh para las personas que cruzan la frontera sur.

Los tres copresidentes del caucus de médicos del GOP, Andy Harris (R-Md.), Michael Burgess (R-Texas) y Brad Wenstrup (R-Ohio) participaron en una conferencia de prensa con el líder de la minoría Kevin McCarthy (R- California) en los escalones del Capitolio el miércoles.

Wenstrup dijo que la CBP está siendo inundada por personas que cruzan la frontera y está haciendo un gran trabajo procesando a los migrantes dada la carga. “20,000 detenidos la semana pasada”, dijo, pero es necesario proporcionarles más recursos para que puedan asegurar la frontera.

“Ellos [CBP] están haciendo lo mejor que pueden, pero las pruebas son irregulares para el COVID. Puede haber algunos que sean examinados por la patrulla fronteriza, pero solo si tienen síntomas. Puede haber algunos que sean examinados por el HHS [Departamento de Salud y Servicios Humanos]. Puede haber algunos que se sometan a las pruebas del ICE [Servicio de Inmigración y Control de Aduanas]. No hay coordinación, ni normas, ni directrices en sí. Las pruebas están dispersas, y el único lugar donde las personas que llegan tienen la opción de vacunarse es con el ICE, y no tienen que hacerlo, por supuesto, pero es el único lugar donde se ofrece”, dijo Wenstrup durante la conferencia de prensa del miércoles en el Capitolio.

“¿Cómo mantenemos a Estados Unidos saludable? Este no es el camino. Sometemos a nuestra gente a tantas cosas a través de esto, a menudo voluntariamente, porque estamos tratando de hacer lo que es mejor para el país y nuestra salud, sin embargo, esto está siendo completamente ignorado en la frontera”, agregó Wenstrup.

En la carta del viernes, los médicos quieren que Mayorkas proporcione información sobre cuántos migrantes están siendo sometidos a pruebas de COVID-19 antes de ser liberados y cuántos están siendo sometidos a pruebas de COVID-19 inmediatamente en la frontera. También quieren saber por qué a los que llegan al país en avión se les exige que muestren una prueba negativa, pero a los que cruzan la frontera no, y qué procedimientos se aplican para proteger a los agentes de la CBP de los inmigrantes que no han sido sometidos a la prueba. Y, por último, quieren saber por qué la Administración está revocando el Título 42, mientras los casos del virus aumentan.

Los representantes Greg Murphy (R-Ohio), Scott DesJarlais (R-Tenn.), David Joyce (R-Ohio), Mariannette Miller-Meeks (R-Iowa), Neal Dunn (R-Fla.), Michael Burgess (R-Texas), Buddy Carter (R-Ga.), Ronny Jackson (R-Texas), Jeff Van Drew (R-N.J.) y Brian Babin (R-Texas) también firmaron la carta.

El secretario de Seguridad Nacional de los Estados Unidos, Alejandro Mayrokas, pronuncia un discurso durante una ceremonia de naturalización en el Salón Este de la Casa Blanca el 2 de julio de 2021 en Washington, DC. (Chip Somodevilla/Getty Images)

En marzo, el secretario de Seguridad Nacional, Mayorkas, admitió durante una audiencia con el Comité de Seguridad Nacional de la Cámara de Representantes, al comienzo de la Administración Biden, que algunos inmigrantes ilegales no fueron sometidos a pruebas para detectar el virus y tampoco fueron expulsados en la frontera.

“Hubo ocasiones anteriores en las que individuos fueron aprehendidos y tratamos de expulsarlos y no pudimos expulsarlos y nos vimos obligados a liberarlos y no tuvimos la oportunidad de hacerles pruebas”, dijo Mayorkas al representante Andrew Clyde (R-Ga.).

Clyde trató de obtener más información de Mayorkas diciendo: “De acuerdo con los reportes de los medios de comunicación desde el 25 de enero de 2021, al menos 108 migrantes dieron positivo en la prueba de COVID-19 después de haber sido liberados en la comunidad de Brownsville, Texas, donde procedieron a viajar a ciudades de todo Estados Unidos. El alcalde de Yuma, Arizona, dijo a los periodistas que los migrantes no son sometidos a pruebas de COVID-19 antes de ser liberados en su comunidad”.

Mayorkas respondió diciendo que el reporte era cierto y que, desde entonces, el departamento está haciendo todo lo posible para asegurarse de que los migrantes sean sometidos a las pruebas y a la cuarentena necesarias, pero no quiso dar cifras exactas.

Con información de Charlotte Cuthbertson.

Masooma Haq – La Gran Época (The Epoch Times en español)


Comparte este artículo: