Demócratas vetan proyecto destinado a cancelar el financiamiento federal de teorías raciales en instituciones públicas

Comparte este artículo:

Imagen ilustrativa de un equipo de trabajo compuesto por personas de diferentes etnias. (Pexels/Thirdman).

🔴 Evada la censura, síganos en Rumble y Telegram.

Redacción BLes–El martes 27 de julio los demócratas de la Cámara dieron de baja el proyecto de ley presentado por la representante republicana Burgess Owens, el cual habría impedido que se utilicen fondos de los contribuyentes para financiar cualquier tipo de iniciativa que busque formar a las personas en base a distinciones raciales y/o declaren a Estados Unidos como un país esencialmente racista. Entre las iniciativas que habrían quedado sin financiamiento estaba incluida la polémica Teoría Crítica de la Raza (CRT).

El proyecto de ley, conocido como la Ley Di No al Adoctrinamiento, habría impedido que el gobierno federal financie la CRT y otras iniciativas del estilo en las escuelas y el ejército de Estados Unidos. Sin embargo, los demócratas de la Cámara de Representantes rechazaron este proyecto de ley y bloquearon su consideración con una votación de 217-201.

Los demócratas votaron en contra del proyecto a pesar que recientes encuestas indicaron que la mayor parte de los estadounidenses rechazan este tipo de enseñanzas entendidas por muchos cómo un grave adoctrinamiento de izquierda.

Un estudio publicado por la consultora de opinión YouGov patrocinada por The Economist, afirma que el Partido Demócrata ha exagerado su mano en este tema profundamente polémico. En este sentido el estudio informa que el 58 por ciento de los estadounidenses tiene una visión desfavorable de la teoría crítica de la raza, mientras que solo el 38 por ciento de los estadounidenses tiene una opinión favorable.

Entre los republicanos estos valores aumentan considerablemente. Un abrumador 85 por ciento de los encuestados tiene una opinión muy desfavorable de la teoría crítica de la raza, y otro 6 por ciento informó que tenía una opinión algo desfavorable.

Los independientes también se manifestaron en contra de la CRT, con un 71 por ciento de los encuestados indicando su desaprobación.

Estos valores también se pueden ver reflejados en las agrupaciones de padres que a lo largo de todo el país se están organizando para impedir la penetración de este tipo de ideología que a su entender es parte de un adoctrinamiento clasista, fundado en teorías de izquierda basadas en la dialéctica de opresores y oprimidos, pero sin sustento científico.

Estos grupos que rechazan la imposición de teorías como la CRT, no pertenecen únicamente a sectores conservadores y religiosos, sino que cada vez más los sectores independientes e incluso demócratas rechazan estas ideas, según reportó recientemente Político en un análisis de opinión sobre este tema.

Durante la jornada del martes en la Cámara de Representantes, varios miembros republicanos hablaron en nombre de la mayoría de los estadounidenses que se oponen a la CRT.

Entre ellos, Owens, republicano por Ohio, comentó:

“En el lapso de unas pocas semanas, los demócratas han pasado de afirmar que CRT era solo un mito a abrazarlo con valentía. Han pasado de rechazar las objeciones de los padres a respaldar el adoctrinamiento en las escuelas de todo el país”.

Más tarde en la misma sesión, el representante republicano Dan Bishop, también condenó la teoría como “neomarxista” y señaló que “parece estar en todas partes: en los medios de comunicación, en el lugar de trabajo, en nuestras fuerzas armadas, en la atención médica, en las iglesias, y sí, en las aulas donde se enseña a nuestros escolares”.

También se la pudo oír a la representante republicana Nancy Mace criticando la CRT como “antiestadounidense” y destacando la naturaleza racialmente divisoria de la misma, asegurando que “asume que nacer blanco es nacer culpable y es ser racista, y nacer negro es nacer oprimido o nacer víctima”.

Pero las palabras de los republicanos no fueron suficientes y la legislación finalmente fue vetada por los demócratas.

Andrés Vacca–BLes


Comparte este artículo: