Jorge Bonilla: «Medios hispanos en USA apoyan a demócratas por intereses comerciales»

Jorge Bonilla, director de MRC Latino.

El director de MRC Latino conversó con El American sobre los medios para hispanos en USA y lo que debe hacer el GOP para conquistar el voto hispano.

Décadas atrás, la hegemonía de la comunicación pasaba por los grandes medios masivos. Ahora, si bien su poder es indudable, y temible, existen pequeños David que se animan a competir contra los históricos Goliat del periodismo. Uno de los pioneros, en este sentido, es la Media Research Center (MRC), un grupo que se dedica a analizar contenido y a fiscalizar medios de prensa dentro de Estados Unidos desde 1987. Para hablar más a fondo sobre este tema El American habló con el director de MRC Latino, Jorge Bonilla.

MRC Latino es una unidad dentro del MRC que nació, al igual que su homóloga en inglés, para hacer un contrapeso a los medios dominantes de habla hispana en Estados Unidos: Univisión, Telemundo y CNN en español.

Como la especialización de la MRC es el análisis de contenido, es categórico que tienen mucho conocimiento sobre los vicios de los grandes medios de comunicación. En ese sentido, su labor es importante porque otorgan un balance necesario en la palestra informativa americana.

En la actualidad, los medios de comunicación en el país atraviesan un pésimo momento en cuanto a niveles de confianza. El más reciente barómetro anual de Edelman detalló que la confianza en los medios tradicionales se desplomó al mínimo histórico de 27 % y un 56 % de los americanos cree o está de acuerdo con la afirmación de que los «periodistas y reporteros intentan engañar a la gente a propósito diciendo cosas que saben que son falsas o grandes exageraciones».

El fenómeno es claro: así como muchos americanos ya no confían en las instituciones, hay demasiados que no creen en los medios. Esto es grave, pues uno de los claros síntomas de la decadencia democrática de un país es justamente una prensa dócil o afín a los poderes de turno.

En ese sentido, no es sorpresivo que la mayoría de los americanos que no confían en los medios sean conservadores. «Cuando Edelman volvió a encuestar a los americanos después de las elecciones, las cifras se habían deteriorado aún más, con un 57 % de demócratas que confían en los medios de comunicación y solo un 18 % de republicanos», reseñó Axios.

Este fenómeno se da porque la mayoría de los medios de comunicación tradicionales son liberales o mayormente afines a ideas progresistas. Los medios más conservadores, o de derechas, son un contrapeso, pero siguen siendo minorías notables.

The New York Times, totalitarismo chino, Jorge Bonilla

New York Times Bulding, NYC. (Flickr).

MRC, un proyecto crítico de medios tradicionales

Por esta realidad nacieron proyectos como el mencionado Media Research Center (MRC), un grupo dedicado a evaluar y analizar constantemente a los medios de prensa dentro de Estados Unidos. La trayectoria de MRC es considerable. Fue fundado en Virginia (1987), haciéndose conocer principalmente entre los conservadores cansados de la mainstream media y representa el valor de los medios alternativos en una era donde el monopolio informativo ya no pertenece única y exclusivamente a los grandes medios.

En la actualidad, como contrapeso a las cadenas televisivas de izquierda está Fox News; frente a un medio como The New York Times está el conservador New York Post; para cada medio masivo liberal existen alternativas como Daily Caller o Daily Wire; a cada Telemundo o Univisión nacen plataformas contraculturales dirigidas hacia latinos, como El American.

Este fenómeno lo conoce muy bien nuestro entrevistado, Jorge Bonilla, quién explicó parte de la laborar de la MRC y también el cómo y el porqué nació el proyecto MRC Latino.
«MRC Latino es un brazo de los que se conoce como Media Research Center. Fuimos lanzados en 1987 por el señor Brent Bozell, quien fue fundador y presidente, y este ente fue creado con el fin de fiscalizar los medios de prensa en Estados Unidos. Para ese tiempo tan solo estaba la cadena ABC, CBS, The New York Times, The Washington Post; y había un problema de parcialización, por lo que se procuraba traer ese balance a los medios de prensa y de ese modo defender la libertad. Porque para que haya un pueblo libre, hace falta una prensa libre y sin ataduras».

Jorge Bonilla.

Si ya de por sí en inglés la balanza de la cantidad de medios es notoriamente favorable a las ideas progresistas, en español la situación es aún más grave. Todos los medios tradicionales están más cerca de los demócratas que de los republicanos. Tanto Telemundo como Univisión y la edición en español de CNN son claros ejemplos de ello. Hay un agravante: todavía no hay un contrapeso del mismo nivel para estas cadenas, y este fenómeno es explicado por Bonilla.

¿Por qué los medios para latinos en USA apoyan a los demócratas?
«El proyecto de MRC Latino nace a finales del 2014 con el mismo fin de Media Research Center, pero ya fiscalizando a los medios de habla hispana en Estados Unidos, como lo es Univisión, Telemundo y en menor grado CNN en español; porque vimos que la prensa de habla hispana en el país padece igual o peor problema de sesgo y de parcialización, entonces era menester llevar ese proyecto al ámbito hispanoparlante», dijo Bonilla.
«Con los medios de habla hispana en USA ocurre un fenómeno interesante: dependen de la migración hacia Estados Unidos de personas originalmente de países de habla hispana. De eso es que sobreviven. Porque pongamos este caso: llega un migrante de un país de habla hispana, que tiene un hijo en USA, y ese muchacho crece en el sistema americano aprendiendo inglés, instruyéndose en ese idioma y asimilándose a una nueva cultura; por ende, esos son los medios que lee, ese es el entretenimiento que consume. Ya no ve Univisión y Telemundo como mamá y papá, no ve los noticieros de Jorge Ramos, no ve las telenovelas, porque está viendo lo que ven en inglés sus amiguitos de la escuela».

Bonilla.

Lo que dice el director de MRC Latino es muy interesante, pues explica perfectamente por qué Univisión y Telemundo viran hacia las ideas de los demócratas. No lo hacen por intereses ideológicos, sino comerciales. Si estos medios de habla hispana necesitan que regularmente llegue cierta cantidad de migrantes latinos a Estados Unidos, es lógico que apuesten por los políticos demócratas, quienes son los que llevan adelante políticas de fronteras abiertas o semiabiertas.

En relación con las preferencias políticas, Bonilla argumenta que el «sesgo» de estos medios para hispanos en USA «se intensificó más con la llegada de Donald Trump a la Casa Blanca».

«Cuando ganó Trump y dijo “vamos a cerrar la frontera”, “vamos a hacer un muro”, inmediatamente lo convirtieron en el diablo. Eso fue una cobertura viciada porque Trump prometió poner un orden al sistema migratorio del país», argumentó Bonilla.

Jorge Bonilla, director de MRC Latino, explicó que el presidente Trump dejó una ruta importante para que el GOP capitalice el voto latino en Estados Unidos. (EFE)

Jorge Bonilla, director de MRC Latino, explicó que el presidente Trump dejó una ruta importante para que el GOP capitalice el voto latino en Estados Unidos. (EFE)

Bonilla, con mucha agudeza, explica también el fenómeno de cómo los demócratas han capitalizado el voto latino en USA a través de la dominación cultural y mediática. También resaltó que el propio Trump representó un fuerte cambio en la forma en el que el Partido Republicano buscó el voto latino. No en vano el expresidente tiene grandes registros electorales entre las minorías étnicas del país.

Entre otros temas, Bonilla criticó a los medios de prensa latinos en USA por callar y suprimir información sobre la ley H.R.1 impulsada por los demócratas, «que busca federalizar el sistema electoral americano», según el director.

También criticó el trato informativo sobre la crisis fronteriza, donde, en lugar de resaltar los problemas que esta le genera a Estados Unidos, a las fuerzas de seguridad y a los propios migrantes, los medios para hispanos decidieron darle un enfoque únicamente periodístico-humano. Llenaron sus horas televisivas con historias de vida y le otorgaron poca y nada de cobertura a los diversos problemas que genera una crisis en la frontera sur.

Uno de los puntos centrales de la conversación, y donde se librará una de las batallas políticas más importantes dentro de Estados Unidos en los próximos años, fue la explicación de cómo el GOP puede romper con la política demográfica de los demócratas que, habitualmente, utilizan la migración como arma electoral para sumar a su base electoral.

Bonilla explicó que Trump dejó un gran legado y una ruta para el GOP: una «la coalición multiétnica». Sin embargo, esto no es suficiente para borrar la notoria ventaja de los demócratas en el voto latino.

Por esta razón, Bonilla piensa que el Partido Republicano debe dar una fuerte batalla cultural para llegar al voto hispano afianzándose en los valores religiosos, defendiendo la institución de la familia y rompiendo la narrativa de que el GOP es un enemigo de los latinos en USA, cuando en realidad tienen mucho en común.

«El votante hispano tiende a ser más profamilia y más provalores. Entonces, cuando tú le muestras a un votante hispano que el Partido Demócrata favorece lo que es el aborto, las políticas de género o la expansión de los derechos trans —como que un varón biológico compita en ligas atléticas femeninas—, cuando tú presentas eso, y además presentas el argumento económico, eso va atrayendo votantes hispanos».

Director de MRC Latino.

«En la medida que se haga un esfuerzo concertado para comunicar estas cosas directamente a la comunidad, y a la vez haya un contrapeso en los medios, se cumplirá lo que me dijo alguna vez el presidente Ronald Reagan: “El hispano es republicano, pero aún no lo sabe”. Entonces toca hacérselo saber», recalcó Bonilla.

Emmanuel Alejandro Rondón – El American