Biden se rinde ante el régimen comunista chino y desiste de boicotear los Juegos Olímpicos

Comparte este artículo:

El presidente Joe Biden pronuncia un discurso el miércoles 10 de marzo de 2021 en el South Court Auditorium del Eisenhower Executive Office Building de la Casa Blanca. (Foto oficial de la Casa Blanca por Adam Schultz)

🔴 Evada la censura, síganos en Rumble y Telegram.

Redacción BLes– Luego de que el Departamento de Estado de EE. UU. (DOS, por la sigla en inglés) planteara la posibilidad de boicotear los Juegos Olímpicos de Invierno 2022 a celebrarse en Beijing, en protesta por las terribles violaciones a los derechos humanos perpetradas en ese país, desistió.

Un boicot “es algo que ciertamente deseamos discutir”, dijo el portavoz del Departamento de Estado, Ned Price, agregando que se coordinaría la opción con “nuestros aliados y socios”, según el medio alternativo My24 group del 8 de abril.

Y agregó: “Así que este es uno de los temas que está en la agenda, tanto ahora como en el futuro”.

No obstante, poco más tarde “emitió más tarde una declaración en la que decía que no estaba considerando un boicot después de que el portavoz Ned Price sugiriera a primera hora del día que era posible uno en respuesta a los abusos de los derechos humanos por parte de China”, publicó el Daily Wire.

Este retroceso del DOS entra en contradicción con la declaración emitida por el mismo departamento, tan solo hace tres meses, cuando el entonces Secretario de Estado declaró como genocidio el atroz exterminio que comete el Partido Comunista de China (PCCh) contra el pueblo uigur y otras disciplinas espirituales como la de Falun Dafa.

“Después de un examen cuidadoso de los hechos disponibles, he determinado que la República Popular China, bajo la dirección y el control del PCCh, ha cometido un genocidio contra los uigures predominantemente musulmanes y otros grupos minoritarios étnicos y religiosos en Xinjiang”, aseguró Pompeo en el comunicado.

El secretario también determinó que el PCCh cometió crímenes de lesa humanidad en la región, refiriéndose a la detención de más de 1 millón de musulmanes con el agravante de someter a la población a trabajos forzados, esterilización forzada y tortura seguida de muerte.

Por su parte, los diplomáticos chinos advirtieron que habría una “enérgica respuesta china”, y los medios dependientes del PCCh recordaron que un boicot podría costarles miles de millones de dólares a las empresas estadounidenses, al dejarlas fuera de los mercados chinos lo que podría ser tomado como una extorsión.

Entre los patrocinadores de los Juegos Olímpicos, se encuentran Coca-Cola, Visa, General Electric, Airbnb, Mars Wrigley y otras empresas multinacionales, que aspiran a enriquecerse con su participación del mercado en China.

En este sentido, los defensores de los derechos humanos y quienes pretenden la liberación de la opresión sobre el pueblo uigur presionan para que se boicotee el evento deportivo.

Algunos de ellos se han dirigido a los  patrocinadores “uno por uno”, solicitando que suspendan su patrocinio.

Asimismo, el exsecretario de Estado, Mike Pompeo, envió un fuerte mensaje a los estadounidenses llamando a boicotear los Juegos Olímpicos, a los que llamó los “Juegos Olímpicos del Genocidio”.

Durante la sesión inaugural del Seminario Nixon de la Fundación Richard Nixon que copresidió Pompeo junto con el exasesor de Seguridad Nacional Robert O’Brien, el exsecretario de Estado fue contundente contra los Juegos Olímpicos de invierno organizados por el régimen comunista chino cuando dijo:

“Creo que debamos hacer que ningún estadounidense vaya a participar en las Olimpiadas del Genocidio”.

También citó como argumento para boicotear los polémicos Juegos Olímpicos, los riesgos para los atletas estadounidenses al exponerse al sistema irracionalmente estricto que promueve el PCCh, donde al infringir las leyes chinas podrían terminar en la cárcel.

“¿Cómo enviarías a tu hijo allí a competir cuando si dijera tanto como, ‘Vaya, la comida es mala aquí’, puede terminar en una prisión china durante mucho tiempo?”

José Hermosa – BLes


Comparte este artículo: