Administración Biden considera pagos en efectivo a Centroamérica para controlar la migración

Comparte este artículo:

Migrantes hondureños, parte de una caravana que se dirige a Estados Unidos, caminan por una carretera en Camotán, Guatemala, el 16 de enero de 2021. (Johan Ordonez/AFP vía Getty Images)

La Administración Biden está considerando enviar dinero en efectivo a los países centroamericanos para aliviar los problemas económicos que motivan la salida de sus ciudadanos hacia Estados Unidos.

Además del programa de transferencia condicionada de efectivo, también se está considerando el envío de vacunas contra el virus del PCCh (Partido Comunista Chino) a esos países, dijo a Reuters la coordinadora de la Casa Blanca para la frontera sur, Roberta Jacobson.

No especificó qué entidad podría obtener el dinero en efectivo, pero el programa en consideración está dirigido a personas de Guatemala, Honduras y El Salvador, que constituyen la gran mayoría de la inmigración ilegal que se produce actualmente en la frontera.

“Estamos estudiando todas las opciones productivas para abordar tanto las razones económicas por las que la gente puede estar emigrando, como las razones por protección y seguridad”, dijo la funcionaria de la Casa Blanca.

La Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos (CBP, por sus siglas en inglés) publicó el jueves una actualización operativa en la que se indica que en marzo se aprehendieron más de 172,000 inmigrantes ilegales a lo largo de la frontera suroeste.

Jacobson no explicó a Reuters cómo funcionará exactamente el programa, pero dijo que no repartirán cheques a la gente.

“Lo único que puedo prometerles es que el gobierno de Estados Unidos no va a estar entregando dinero o cheques a la gente”, dijo Jacobson, quien anunció que dejará la Casa Blanca a fin de mes.

El viernes, el representante Kevin McCarthy (R-Calif.) desaprobó la idea de las transferencias de dinero.

“Es un insulto para los millones de estadounidenses que no tienen trabajo o se enfrentan a la desesperación en nuestro país”, dijo McCarthy.

Un agente anónimo de la Patrulla de Fronteras que afirma llevar más de diez años trabajando en la CBP habló sobre los documentos filtrados de la administración obtenidos por Project Veritas.

Los documentos del Departamento de Seguridad Nacional (DHS, por sus siglas en inglés), según el grupo de periodistas sin ánimo de lucro, dicen que “los extranjeros delincuentes con delitos sexuales están intentando volver a entrar en Estados Unidos en un número récord durante la pandemia del COVID-19”.

El informante anónimo dijo que los documentos, etiquetados como “no clasificados/sensibles para la aplicación de la ley”, no deben ser mostrados al público. Uno de ellos, fechado el 24 de marzo de 2021, tiene el encabezado “Diario de Inteligencia de la Frontera” y dice “Seguridad Pública: Los encuentros con delincuentes sexuales por parte de la Patrulla Fronteriza de EE. UU. en el año fiscal 2021 alcanzan el máximo de cinco años”.

En el documento filtrado se lee que ha habido 214 encuentros con delincuentes sexuales, o arrestos, desde octubre de 2020 hasta febrero de 2021, en comparación con el total anual de 154 durante el año fiscal anterior.

La persona con información privilegiada dijo que el informe es preciso e incluso “posiblemente inferior a la realidad” porque a veces los antecedentes penales son desconocidos.

“Probablemente diría que son inferiores a la realidad”, dijo la persona. “Todos los registros de los extranjeros criminales y delincuentes sexuales que detenemos ahora, todos han sido deportados previamente de Estados Unidos por cometer estos delitos en Estados Unidos”.

El Epoch Times se puso en contacto con el DHS para solicitar comentarios sobre la exactitud de los documentos.

Samuel Allegri – La Gran Época (The Epoch Times en español)


Comparte este artículo: