“Nadie tiene por qué morirse de COVID-19”, aseguran médicos que ruegan por la implementación de la hidroxicloroquina

Médicos del grupo “America’s Frontline Doctors” hablan sobre la pandemia del COVID-19 frente a la Corte Suprema de Estados Unidos.

Un grupo de médicos a cargo de Clínicas en todo Estados Unidos aseguran que con el uso de hidroxicloroquina han logrado reducir los fallecimientos por COVID-19 a cero, y que incluso los médicos toman el medicamento como profiláctico.

Un grupo de médicos a cargo de Clínicas en todo Estados Unidos dieron una conferencia de prensa frente al edificio de la Corte Suprema, en defensa del medicamento hidroxicloroquina para el tratamiento de COVID-19.

Bajo el nombre “America’s Frontline Doctors”, esta nueva organización de médicos contó sus experiencias en distintos países del mundo tratando pacientes con coronavirus. Entre ellos se encuentra el famoso Dr. Bob Hamilton, dueño de Pacific Ocean Pediatrics; la Dr. Simone Gold, encargada de emergencias de una Clínica en California, y el Dr. James Todaro, de la Universidad de Columbia.

Entre todos se tomaron turnos para exponer sus experiencias positivas en la aplicación de la hidroxicloroquina como tratamiento para ganarle al virus, y denunciaron una guerra mediática contra un medicamento que “ya está probado”.

Pero el discurso más contundente lo dio la Dr. Stella Immanuel, descendiente nigeriana y actual encargada de una Clínica en Houston, Texas.

En su discurso, la doctora asegura haber tratado en su Clínica a más de 350 pacientes de COVID-19, con todo tipo de factores de riesgo, desde diabetes hasta hipertensión o antecedentes oncológicos. Incluso asegura haber tratado un paciente de 92 años con graves problemas de asma. De los 350 pacientes, no se le murió ni uno.

Su receta del éxito asegura que es “un tratamiento de hidroxicloroquina, suplemento de Zinc y Zitromax [antibiótico]“.  Pero además reveló el uso profiláctico de la hidroxicloroquina, en particular entre los médicos. Esto es, la ingesta del medicamento con fines preventivos.

La doctora asegura que si bien todos usan mascarilla en la Clínica, el tamaño del virus es varias magnitudes menor a los poros de los barbijos. Por lo tanto, para evitar contagios de los médicos que están en contacto con pacientes con COVID-19, se les da una dosis baja de hidroxicloroquina de manera preventiva. Con este método asegura que ninguno de sus médicos presentó contagios intra-hospitalarios.

Viaje a Washington D.C. para avisarles a todos que nadie tiene por qué morirse de COVID-19. Los están asustando. Estoy muy enojada. Me enoja que lleguen pacientes a mí consultorio asustados porque creen que se van a morir por lo que vieron en los medios“, aseguró la Dr. Immanuel.

El resto de los médicos de “America’s Frontline Doctors” contaron experiencias parecidas, explicando el origen del medicamento, su exitoso uso en el tratamiento del virus de la malaria y cómo su implementación en esa enfermedad ha salvado millones de vidas en todo el mundo.

Luego, atacaron el concepto de “medicina política” o “medicina falsa”, en la que Hospitales enteros han dejado de usar algunos medicamentos solamente por lo que dicen los medios de comunicación, sin tener en cuenta el enorme respaldo científico que pueden tener.

“Estamos acá porque creemos que la población americana no ha escuchado todas las voces. Decidimos juntaron y formar America’s Fronltine Doctors. Estamos acá para ayudar a los pacientes y para que la Nación pueda curarse. Tenemos muchísima información para compartir. La gente está secuestrada por el miedo; no estamos siendo aplacados por el virus si no que por la enorme telaraña de miedo que se ha impuesto.” arrancó la Dr. Simone Gold.

La invitación a Washington vino de parte del diputado republicano Ralph Norman, quien asegura que los medios están haciendo una guerra contra un medicamento solamente porque el presidente Trump recomendó su uso. Trump, junto a su equipo médico, recomendaron el uso de hidroxicloroquina en abril de este año, pero su uso comenzó a generalizarse recién a fines de mayo y junio, cuando la tasa de letalidad del virus de desplomó.

Trump en ese entonces incluso había revelado que estaba tomando el medicamento como profiláctico por recomendación del Dr. Fauci, encargado de articular la respuesta sanitaria de la Casa Blanca ante la pandemia.

Derecha Diario