El presidente Donald Trump y su campaña acaban de demandar a un TERCER medio de comunicación

El presidente Donald Trump y Jim Acosta, periodista de CNN.

“Habrá más por venir,” dijo el presidente Trump la semana pasada después de demandar al New York Times con una demanda por su cobertura de noticias falsas sobre él. El viernes, el presidente entregó otra demanda contra su archienemigo CNN.

La acción del presidente Trump contra CNN es ahora la tercera después de haber demandado al New York Times y al Washington Post. Al igual que las dos demandas anteriores, la acción contra CNN afirma que publicaron un artículo de opinión que contenía declaraciones “falsas y difamatorias” sobre el presidente.

La demanda, que se presentó en el Tribunal de Distrito de los Estados Unidos para el Distrito Norte de Georgia el viernes, se centra en un artículo de junio del año pasado que fue escrito por el ex asesor general de la Comisión Federal Electoral, Larry Noble.

“La queja alega que CNN era consciente de la falsedad en el momento en que los publicó, pero lo hizo con el propósito intencional de dañar la campaña mientras engañaba a sus propios lectores en el proceso… la campaña presentó esta demanda contra CNN y las demandas anteriores contra el New York Times y el Washington Post para responsabilizar a los editores por sus informes falsos imprudentes y también para establecer la verdad,” dijo la asesora legal principal de la campaña de Trump, Jenna Ellis.

La propaganda de Larry Noble se titulaba: “Solicitar información dañina sobre tus oponentes de un gobierno extranjero es un delito. Mueller debería haber acusado a los funcionarios de la campaña de Trump con eso.” El título solo revela cuán masivamente falso es el artículo porque está acusando al presidente de ser un criminal, a pesar de la larga investigación de Mueller que dice lo contrario.

La propaganda de Noble argumentó que Mueller estaba equivocado al no acusar penalmente a los miembros de la campaña de Trump de conspirar con Rusia para ganar las elecciones presidenciales de 2016. Noble dijo que Mueller “aparentemente” pensó que era “razonable suponer que los altos funcionarios” para un candidato presidencial eran “ignorantes de la prohibición de aceptar el apoyo de un gobierno extranjero.”

La demanda de la campaña de Trump argumenta que CNN era consciente de que las declaraciones en el artículo eran falsas “porque había un extenso registro de declaraciones de la Campaña y la administración que rechazaron expresamente cualquier intención de buscar ayuda rusa” y aún lo publicó.

Esto es igual que los otros casos contra el New York Times y el Washington Post, que determinarán si estos medios pueden ocultar su calumnia detrás de los artículos de “opinión”. Todo lo que publiquen, opinión o no, debe estar sujeto a la ley. No deberían poder negar la responsabilidad simplemente afirmando que es un artículo de opinión.

Como hemos dicho antes, ya sea que el Presidente gane estos casos o no, siguen siendo útiles porque son un fuerte intento de rechazar a los principales medios de comunicación. Como mínimo, tendrán que pensar dos veces cuando publiquen su propaganda porque saben que serán demandados.

Amanda Rodriguez – Política Veraz