Tulsi Gabbard demanda a Hillary Clinton por difamación tras insinuar que era un “activo ruso”

Candidata presidencial demócrata Tulsi Gabbard (D-HI) participa en una entrevista televisiva en el Capitolio de EE.UU. el 9 de enero de 2020 en Washington, DC. (Alex Wong/Getty Images)

La candidata presidencial demócrata, la diputada Tulsi Gabbard (D-Hawaii), presentó una demanda en contra la exsecretaria de Estado y la aspirante a la presidencia en 2016, Hillary Clinton, argumentando que la exprimera dama la difamó al insinuar el año pasado que ella es un “activo ruso”.

“Clinton hizo declaraciones falsas deliberada y maliciosamente en un intento de descarrilar la campaña de la representante Gabbard, alegando que Gabbard es un ‘activo ruso’”, dijo la campaña de Gabbard en un comunicado de prensa el miércoles.

La oficina de Clinton no ha respondido a la solicitud de comentarios sobre la demanda.

La demanda señala que en octubre, Clinton dijo públicamente que “alguien quien actualmente está en las primarias demócratas (…) [es una] favorita de los rusos… Sí, ella es un activo ruso”. El comentario fue ampliamente interpretado como que Clinton se estaba refiriendo a Gabbard.

La demanda (pdf), que se presentó en el Tribunal de Distrito de los Estados Unidos para el Distrito Sur de Nueva York, busca una compensación por daños y perjuicios y un mandato judicial que prohíba la posterior publicación de los comentarios de Clinton.

“Tulsi Gabbard se postuló para Presidente de los Estados Unidos, una posición que Clinton ha codiciado por mucho tiempo, pero que no ha podido alcanzar”, dice la demanda. “En octubre de 2019, ya sea por animosidad personal, enemistad política o temor a un cambio real dentro de un partido político que Clinton y sus aliados han dominado durante mucho tiempo, Clinton mintió sobre su supuesto rival Tulsi Gabbard”.

Clinton hizo los comentarios durante un podcast en el “Campaign HQ” con David Plouffe. Dijo que los republicanos estaban “preparando” a un candidato presidencial demócrata para una candidatura de un tercer partido y también dijo que el candidato es un “favorito de los rusos”. Ella no identificó específicamente a Gabbard.

Exsecretaria de Estado de EE.UU. Hillary Clinton habla durante el evento de la Cumbre Time 100 el 23 de abril de 2019 en Nueva York. (DON EMMERT/AFP vía Getty Images)

“También van a hacer un tercer partido. No estoy haciendo ninguna predicción, pero creo que tienen la mirada puesta en alguien que actualmente está en las primarias demócratas y la están preparando para ser la candidata de un tercer partido”, dijo Clinton en ese momento. “Ella es la favorita de los rusos, tienen un montón de sitios, redes y otras formas de apoyarla hasta ahora, y eso es asumiendo que Jill Stein lo dejará, lo cual puede que no, porque también es un activo ruso”. Sí, ella es un activo ruso, quiero decir completamente. Saben que no pueden ganar sin un tercer candidato”, dijo Clinton.

Cuando le preguntaron al vocero de Clinton, Nick Merrill, si Clinton se refería a Gabbard, dijo más tarde a CNN: “Si la muñeca de anidación encaja…” Una muñeca de anidación es un juguete ruso que también se llama muñeca de apilamiento, muñeca Matryoshka, muñeca de té ruso o muñeca Babushka.

“Esto no es una afirmación descabellada. Es la realidad. Si la máquina de propaganda rusa, tanto los medios de comunicación de su estado como sus operaciones de redes y trolls, está respaldando a un candidato alineado con sus intereses, eso es solo una realidad, no es especulación”, dijo sobre las declaraciones de Clinton.

Pero en Twitter, él intentó aclarar los comentarios de Clinton: “Amigos, escuchen el podcast. No dice que los rusos están preparando a nadie. Era una pregunta sobre los republicanos”.

Después de las declaraciones, Gabbard se puso a la ofensiva contra Clinton y lanzó una serie de acusaciones de carácter político. También le exigió a Clinton que se retractara de su declaración.

Su demanda también afirma que Clinton hizo los comentarios con una “obvia intención maliciosa”, causando daño a la campaña de Gabbard “y también a la democracia estadounidense”. Gabbard “busca responsabilizar a Clinton y a las élites políticas que la habilitan, por distorsionar la verdad en medio de una elección presidencial crítica”, según el expediente.

“Aunque la campaña presidencial de la representante Gabbard continúa ganando impulso, ella ha visto su reputación política y personal manchada y su candidatura intencionalmente perjudicada por los maliciosos y demostrablemente falsos comentarios de Clinton”, dijo Brian Dunne, socio de Pierce Bainbridge Beck Price & Hecht LLP, en una declaración a la NBC sobre la demanda.

Los informes dicen que Gabbard busca alrededor de 50 millones de dólares en daños.

Jack Phillips – La Gran Época