Rusia cierra fronteras con China por coronavirus

Rusia decidió cerrar su frontera oriental, en la que comparte miles de kilómetros con China, para prevenir la propagación del nuevo coronavirus causante de la neumonía de Wuhan, que ya ha dejado al menos 170 muertos en el país de origen, informó el primer ministro, Mijaíl Mishustin.

“Hoy fue firmado el correspondiente decreto, y ya entró en vigor. Se cerrará la frontera en la región del Lejano Oriente y se tomarán otras medidas” para frenar el avance de la enfermedad, afirmó Mishustin durante una reunión del gabinete.

Por su parte, el Ministerio de Exteriores de Rusia ha recomendado a los ciudadanos no viajar a China a menos que se trate de casos de extrema necesidad.

Rusia ha suspendido además temporalmente la entrega de visados electrónicos a ciudadanos chinos, que no podrán ingresar al país a través de los puestos de control ubicados en el Lejano Oriente, la región de Kaliningrado, San Petersburgo y la región de Leningrado.

De momento no se ha registrado ningún caso del virus 2019-nCoV en Rusia, de acuerdo con las autoridades rusas.

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, pidió estar alerta ante imprevistos para minimizar las pérdidas humanas.

El gobierno está en contacto con la Organización Mundial de la Salud (OMS) y con la autoridades de China y toma en consideración sus recomendaciones.

Los científicos rusos, asegura Moscú, están además “cerca” de crear una vacuna contra el coronavirus y ya han desarrollados dos pruebas para su detección.

Milenio