Más de 40 líderes mundiales recordarán en Jerusalén la liberación de Auschwitz

Emanuel Macron le da una mano a los fotógrafos frente a Reuvén Rivlin y Nicos Anastasiades Foto: Ministerio de Exteriores de Israel vía Twitter.

Más de 40 líderes mundiales participan en el mayor evento diplomático celebrado en Jerusalén en recuerdo del Holocausto, que este año está marcado por el 75 aniversario de la liberación de Auschwitz-Birkenau, el mayor campo de exterminio del régimen nazi.

Una cena ofrecida por el presidente de Israel, Reuvén Rivlin, en la que el rey de España, Felipe VI, tomará la palabra, dará comienzo en la tarde del miércoles a los actos conmemorativos oficiales.

Los primeros mandatarios en llegar, como el presidente de Francia, Emmanuel Macron, mantuvieron reuniones bilaterales con el primer ministro en funciones, Benjamín Netanyahu.

En la entrevista con el mandatario francés se refirieron a la lucha contra el antisemitismo y abordaron asuntos regionales como la situación del Líbano y Libia, así como las sanciones a Irán.

La mayoría de líderes, entre ellos Felipe VI y el presidente de Argentina, Alberto Fernández, aterrizaron este miércoles, mientras que el jueves llegarán el presidente de Rusia, Vladimir Putin, y el vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, para participar en el acto más emblemático, en el Museo del Holocausto de Jerusalén.

El príncipe Carlos de Inglaterra y el presidente alemán, Frank-Walter Steinmeier, son otros de los miembros de la realeza, jefes de Estado, primeros ministros y líderes parlamentarios que han hecho extremar las medidas de seguridad en la Ciudad Santa, donde están desplegados miles de efectivos policiales.

UN LOGRO DIPLOMÁTICO DE ISRAEL

El Quinto Foro Mundial del Holocausto lleva por título este año “Recordando el Holocausto, combatiendo el antisemitismo”, y precede a otro gran acto conmemorativo el próximo 27 de enero en Auschwitz (Polonia), el mayor campo de exterminio nazi donde murieron alrededor de un millón de personas. A este también asistirán parte de los líderes que están estos días en Jerusalén, como Felipe VI.

Alrededor de 200.000 sobrevivientes del Holocausto viven actualmente en Israel, desde donde se pretende enviar un claro mensaje contra el antisemitismo.

Según remarca Zalman Shoval, ex embajador israelí en EE. UU. y ex viceministro de Exteriores, la presencia de más de cuarenta líderes mundiales representa además “un indicador del éxito” del país en la esfera global y su capacidad para extender sus vínculos diplomáticos.

LA AUSENCIA DE POLONIA

El presidente de Polonia, Andrzej Duda, será el gran ausente de los actos conmemorativos ya que declinó participar al no tener turno de palabra en el evento principal del jueves, como sí lo tendrán Rivlin, Netanyahu, Pence, Macron, Putin, Carlos de Inglaterra y Steinmeier.

La desavenencia surgió con una declaración del presidente ruso que dijo recientemente que Polonia mantuvo una alianza con la Alemania de Adolf Hitler antes del comienzo de la II Guerra Mundial.

“La imposibilidad de que pueda hablar en una ocasión como esa va en contra de los intereses de Polonia”, dijo Duda, quien recordó que tres de los seis millones de judíos víctimas del Holocausto era polacos.

El presidente de Lituania, Gitanas Nauseda, también rechazó a última hora asistir a la ceremonia y envió a un representante parlamentario.

AUTORIDAD PALESTINA, BILATERAL

Macron, Putin y el príncipe Carlos tendrán también reuniones con el presidente palestino, Mahmud Abbás. Este recibe el miércoles a Macron en Ramallah, y el jueves a Putin en la ciudad cisjordana de Belén, cuna del cristianismo, donde también se encontrará el viernes con el príncipe Carlos.

Además se espera que Jared Kushner, yerno y asesor principal del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aproveche la visita para debatir con el liderazgo israelí la posible publicación del llamado Acuerdo del Siglo, que pretende reactivar las negociaciones con los palestinos, antes de las elecciones de marzo.

EFE y Aurora