Embajada de EEUU en La Habana denuncia escalada de violación a los DDHH

Según el Observatorio Cubano de los Derechos Humano, se han registrado 1.468 casos de detenciones arbitrarias en Cuba. AP

MIAMI.- Los 142 prisioneros de conciencia actualmente en las cárceles cubanas son la muestra del aumento de la represión en la isla, denunció la tarde del jueves en conferencia de prensa, el Departamento de Estado de EEUU, a través de la encargada de negocios en la Habana, Mara Tekach.

Tekach basó su denuncia en datos proporcionados por la organización no gubernamental Observatorio Cubano de los Derechos Humanos que cifra las detenciones arbitrarias en lo que va de año en 1.468 casos.

“Es un fenómeno contante y continuo la vigilancia arbitraria ilegal. La situación de los Derechos Humanos en Cuba es un problema serio en un país que recurre al monopolio absoluto del poder político y económico”, denunció la encargada de negocios.

La representante diplomática en Cuba, explicó que ella misma tuvo la oportunidad de entrevistarse recientemente en la ciudad de Guantánamo, ubicada en el extremo oriental de la isla, con el opositor Roberto Quiñonez, después de que la Corte Municipal le denegara la representación legal en un juicio, “durante la vista no le permitieron presentar las evidencias de las lesiones físicas provocadas por la Policía en el momento de su arresto”, insistió.

“El pueblo cubano merece que se le reconozcan derechos básicos tales como el derecho a la libertad de expresión y de prensa, no sufrir intimidaciones ni encarcelamientos arbitrarios y poder disfrutar de libertades tanto de asociación y de religión”.

“La embajada de EEUU en la Habana está dispuesta a trabajar cada día para sacar a la luz cada vez que haya una violación de los derechos humanos en la isla”, puntualizó Tekach.

Esta denuncia es un paso muy importante por el impacto que tiene La Habana en la región. El régimen de Cuba comparte sus técnicas de represión con Venezuela y ha sido artífice de la desestabilización de ese país sudamericano. Pero hoy, 55 países reconocen al presidente Juan Guaidó por lo que es importante destacar las violaciones que suceden dentro de Cuba donde aumenta el hostigamiento, la vigilancia arbitraria y a miles de personas se les impide la libertad incluso de movimiento”.

Las afirmaciones vertidas por la diplomático estadounidense están en consonancia con la postura de la Casa Blanca, puesta de manifiesto el pasado mes de mayo, cuando en una entrevista en la cadena FOX el presidente Trump aseguró que EEUU endurecería su posición respecto a la isla “si no salen de Venezuela”.

Y vaticinó que al régimen de la Habana le espera un “embargo muy duro” si sigue apoyando a Maduro.

“Con nuestras sanciones estamos trabajando para negarle al régimen los recursos que necesita para reprimir a su pueblo”, concluyó.

César Menéndez – Diario Las Américas