El presidente Trump llega a Ohio tras tiroteo mortal para “estar con los afectados y compartir el luto”

El presidente Donald Trump baja del avión al lado de su esposa Melania.

El presidente Donald Trump llegó el miércoles a Dayton, Ohio, como parte de un viaje que buscará enviar un mensaje conciliatorio que apunte a la unidad nacional. El mandatario también estará en El Paso, Texas. Ambas ciudades están abatidas por dos tiroteos que dejaron 31 muertos y decenas de heridos.

Antes de salir de la Casa Blanca junto a la primera dama, Melania, Trump buscó calmar los ánimos en sus respuestas a periodistas que lo vieron abordar el Air Force One.

“Estoy preocupado por el surgimiento de cualquier grupo de odio. No me gusta. Cualquier grupo de odio, ya sea la supremacía blanca, si es algún otro tipo de supremacía (…) Estoy muy preocupado y haré algo al respecto”, dijo Trump a reporteros antes de partir.

La VOA conversó con residentes locales que apoyan la visita de Trump: “Tiene derecho a venir aquí en primera es el presidente, segundo él tiene derecho de aparecerse donde quiere”, dijo Gary González, un cubano-puertorriqueño consultado el miércoles.

“Que vaya visitar a las familias, que vaya platicar con ellos, que les enseñe su modo de ser diferente a lo que sale en la televisión”, agregó.

La Casa Blanca indicó previamente que Trump “quiere estar con los afectados y compartir el luto, orar con ellas y ofrecer condolencias”, dijo el vocero de la Casa Blanca, Hogan Gidley, el martes. Trump también quiere “mantener una conversación” acerca de cómo prevenir episodios similares en el futuro.

Legisladores demócratas han tratado de culpar a Trump, pero el miércoles el mandatario pareció apuntar a otro lado.

“No, no culpo a Elizabeth Warren y no culpo a Bernie Sanders en el caso de Ohio. Y no culpo a nadie. Culpo a estas personas enfermas. Estas son personas que realmente tienen enfermedades mentales, mentalmente perturbados”, dijo antes de comenzar su viaje.

BLes – A través de Voz de América