El presidente Trump estimula la economía rural en EE.UU. regulando la visa EB-5 para inversionistas

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump.

El presidente Donald Trump, de Estados Unidos, modificó los requisitos establecidos para que los inversionistas extranjeros obtuvieran la visa bajo el programa EB-5, orientada a promover la economía de las áreas rurales y deprimidas del país.

Ahora se incrementa la inversión necesaria de 500.000 a 900.000 dólares y a cambio de ello los inmigrantes que aporten esta cantidad de dinero a la economía de los Estados Unidos obtendrán una tarjeta verde [green card] condicional que los identifica como residentes por dos años, que también ampara a sus familias.

Otra de las condiciones impone que ese dinero sea invertido en áreas consideradas como ‘necesitadas’, a fin de promover el empleo y el bienestar de sus habitantes.

La nueva regulación fue publicada por el Servicio de Ciudadanía e Inmigración de los Estados Unidos, [DHS por la sigla en inglés], el 24 de julio.

Igualmente será el mismo DHS el que determine la ubicación de las áreas en las que se invertirán los recursos, para asegurarse de que no serán desviados.

La ley que abría las posibilidades de impulsar económicamente a las regiones rurales y deprimidas del país mediante esta normativa se aprobó en 1.990, de acuerdo con la información del Wall Street Journal.

No obstante, en el 2008, a causa del colapso económico se desvió hacia la financiación de bienes raíces en las principales ciudades de los Estados Unidos, alejándose de su propósito inicial.

“Esto nunca tuvo la intención de ser un bienestar aprobado por el gobierno para la industria de bienes raíces de alto perfil en las principales ciudades de Estados Unidos, pero se convirtió en eso después del colapso de 2008“, dijo William Cook, ex asesor general del Servicio de Inmigración y Naturalización de Estados Unidos bajo la dirección de George H.W. Bush, cuando se creó el programa EB-5, tal como lo cita el Washington Post.

El presidente Trump estimula la economía rural en EE. UU. con la visa para inversionistas
El Senador Charles Ernest «Chuck» Grassley, de Estados Unidos.

Por su parte el senador Charles Ernest «Chuck» Grassley, del Partido Republicano por el estado de Iowa, sostiene que se mantuvo como una forma de captar dinero para favorecer a las áreas más prósperas de los conglomerados urbanos debido a la presión de los grupos de inversionistas, tal como lo expresa en el Daily Caller.

Asimismo, el legislador Grassley trabajó por el restablecimiento del objetivo original por el que se otorgaban las visas EB-5 durante años, tratando de eliminar los abusos generalizados, pero sus esfuerzos fueron derrotados por lo que él llamó los “intereses de mucho dinero”, de acuerdo con el Washington Post.

“Hace un par de años, apareció un candidato que prometió acabar con esta tontería, drenar el pantano y recordar a los americanos olvidados. Afortunadamente, ahora es presidente y está haciendo algo por la América rural que el Congreso no ha podido lograr: eliminar a los grandes grupos de presión y restaurar algo de integridad al programa EB-5”, apunta el senador Grassley, refiriéndose al presidente Donald Trump, cómo él mismo escribe en el Daily Caller.

Ahora se procura que los recursos aportados por la visa EB-5 realmente beneficien a los habitantes de las zonas rurales y menos favorecidas de los Estados Unidos.

José Ignacio Hermosa – BLes