Inmigrante “alquila” un niño para cruzar la frontera estadounidense como familia

Agentes de la Patrulla Fronteriza aprehenden a inmigrantes ilegales que acaban de cruzar el Río Grande desde México hacia Peñitas, Texas, el 21 de marzo de 2019. (Charlotte Cuthbertson/The Epoch Times)

Un guatemalteco supuestamente pagó unos 130 dólares para “alquilar” a un niño de ocho años de otra familia para que al cruzara la frontera de Estados Unidos, pudiera fingir que el niño era su hijo.

El migrante guatemalteco Maynor Velásquez Molina contó que se le dijo que sería “más fácil entrar a Estados Unidos con un niño”, según una denuncia penal observada por el Arizona Daily Star.

Velásquez al parecer también le pagó a otra persona unos 130 dólares para que le hiciera un certificado de nacimiento guatemalteco falso al niño, según la denuncia penal.

El “padre y el hijo” viajaron a la frontera México-Estados Unidos en autobús. Estaban entre un gran grupo de 101 migrantes que cruzaron ilegalmente la frontera justo al oeste del Puerto de Entrada de Lukeville el 18 de febrero, según la agencia de noticias de Arizona.

Pero los agentes fronterizos determinaron que su reclamo como familia era falso, y cuatro días después de haber sido procesados en el Sector Tuscon, un agente especial de Investigaciones de Seguridad Nacional (HSI) entrevistó a Velásquez, quien admitió que había buscado alquilar al niño cuando estaba en Guatemala.

Un gran jurado federal en Tucson acusó a Velásquez de contrabando de persona el 27 de marzo.

No es un incidente aislado

El caso de fraude familiar es solo uno de los cientos en la frontera de Estados Unidos. La agencia de noticias de Arizona informó que los oficiales de la Patrulla Fronteriza en el sector de Yuma dijeron que ha habido más de 700 casos de fraude familiar desde principios de octubre de 2018.

Investigaciones de Seguridad Nacional (HSI) dicen que 101 unidades familiares fueron entrevistadas desde el 18 de abril, y de ellas, fueron identificadas 29 familias falsas.

“Este fraude puede incluir el uso de certificados de nacimiento falsificados u otros documentos fraudulentos para establecer la filiación”, declararon los funcionarios del ICE en un comunicado de prensa el martes. “Documentos falsificados u otros documentos fraudulentos también están siendo utilizados por inmigrantes ilegales adultos para afirmar falsamente que son menores de 18 años”.

Los adultos migrantes frecuentemente se hacen pasar por padres de niños para aprovechar las lagunas de las leyes de inmigración de Estados Unidos y evitar ser detenidos. Agentes especiales han visto a los autores de este fraude utilizando “certificados de nacimiento falsificados u otros documentos fraudulentos para establecer la paternidad”.

El Departamento de Seguridad Nacional (DHS, por sus siglas en inglés) ha notado recientemente un “asombroso aumento en el número de inmigrantes ilegales que utilizan a menores para pasar por unidades familiares con el fin de entrar a Estados Unidos”. El DHS dijo que ha habido un aumento del 315 por ciento en el número de casos en que adultos y menores se hacen pasar por “unidades familiares” entre octubre de 2017 y febrero de 2018.

Desde comienzos de este año fiscal hasta marzo, los agentes fronterizos han identificado más de 1000 reclamos familiares falsos, informó La Gran Época.

Y en los seis meses previos a mediados de abril, la Patrulla Fronteriza identificó más de 3000 casos de unidades familiares falsas, dijo Kevin McAleenan, secretario interino de Seguridad Nacional, a KVEO.

La “reutilización” de niños con fines de lucro

La semana pasada, se descubrió un caso de fraude familiar en El Paso, donde los agentes fronterizos de HSI descubrieron que el mismo niño había sido utilizado por migrantes para cruzar la frontera haciéndose pasar por una familia en dos ocasiones anteriores.

La Patrulla Fronteriza de EE.UU. dice que los grupos de contrabando oportunistas utilizan e incluso “reutilizan” a los niños para beneficiarse del fraude.

“Las organizaciones criminales transnacionales continúan aprovechando las lagunas en nuestro sistema de inmigración para cometer fraude”, dijo la Patrulla Fronteriza en una declaración el 3 de mayo.

“Estos grupos no se preocupan por el bienestar o la seguridad de los niños y los grupos familiares que son introducidos de contrabando en la frontera suroeste. La Patrulla Fronteriza de EE.UU. ha advertido continuamente sobre la existencia de este tipo de actividad ilícita y la explotación de menores”.

El director en funciones del ICE, Matthew Albence, dijo en una declaración el 29 de abril: “Nuestros equipos altamente calificados están trabajando para detener a individuos, redes y organizaciones que facilitan el tráfico de niños y el fraude de documentos.

“ICE, junto con nuestros socios en CBP (Aduanas y Protección Fronteriza), siguen comprometidos en proteger a los niños asegurándose de que no sean utilizados como peones por individuos que intentan entrar a EE.UU. a través de fraude”.

Familias de inmigrantes se someterán a pruebas de ADN en un proyecto piloto

Para combatir el aumento en el número de familias falsas que tratan de entrar a Estados Unidos, el DHS, bajo un nuevo proyecto piloto de la administración del Presidente Donald Trump, está listo para comenzar a realizar pruebas de ADN a las familias migrantes tan pronto como la próxima semana para ver si realmente son familia. Los funcionarios del DHS dicen que el plan es un “avance sin precedentes”.

Bajo el nuevo programa, las personas migrantes que dan su consentimiento se frotarán su propia mejilla mientras son observadas por agentes del DHS y un técnico calificado, al igual que el niño migrante reclamado, en una prueba que tomará “un promedio de dos horas”. Los kits de ADN Rápido serán proporcionados por el contratista ANDE.

“Este proyecto piloto nos ayudará a determinar si esta tecnología puede fortalecer nuestros procesos de investigación existentes y potencialmente rescatar a más niños de situaciones peligrosas”, dijeron los funcionarios del DHS a los periodistas en una teleconferencia realizada el 1 de mayo.

Los adultos inmigrantes declarados culpables bajo el plan serán enviados a juicio federal por el ICE debido a “fraude familiar relacionado con delitos de inmigración, fraude de identidad y beneficios, contrabando de extranjeros, trata de personas y/o explotación infantil”.

En los casos en los que el inmigrante es el verdadero padre pero no tiene una relación de ADN con él, como en el caso de un pariente mayor o un niño adoptado, el DHS dijo que también buscará documentación legal que pruebe algún tipo de condición de tutor.

Los funcionarios dijeron que no revelarán la ubicación de las próximas pruebas de ADN para no interrumpir el flujo de migrantes que se encuentran actualmente.

“Esto es una prueba piloto. Va a ser de alcance limitado y por tiempo limitado”, dijo un funcionario.

Mimi Nguyen Ly – La gran Época