Algunos Republicanos en la Cámara de Representantes rompen con su partido por la resolución de Omar

Liz Cheney, Representante del Partido Republicano de Wyoming.

Varios congresistas ignoraron la idea de votar contra el fanatismo, enojados con la “vergüenza” de los demócratas por lo que dijeron era solo un esfuerzo para evitar condenar a uno de los suyos por antisemitismo.

ANDREW TAYLOR

No solo los demócratas tuvieron dificultades para mantenerse unidos después de que una de sus miembros más liberales fuera acusada de antisemitismo por sugerir que los partidarios de la Cámara de Representantes de Israel tienen dobles lealtades.

Casi dos docenas de republicanos provocaron una mini tempestad dentro de su partido por oponerse a la resolución demócrata que condena el antisemitismo y otros fanatismos en una votación el jueves. Para ellos, su convicción de que la resolución era una farsa superó la óptica de oponerse a una resolución de condena del fanatismo y el odio.

La Representante del Partido Republicano de Wyoming, Liz Cheney, la tercera republicana de la Cámara de Representantes, rompió con otros líderes del partido. Ella calificó la resolución, elaborada tras los polémicos comentarios de la Representante de Minnesota Ilhan Omar, “una farsa presentada por los demócratas para evitar condenar a uno de los suyos y denunciar el vil antisemitismo“.

La ruptura de Cheney con otros importantes republicanos como el líder de la minoría Kevin McCarthy de California y el representante del grupo Republicano Steve Scalise de Louisiana fue quizás lo más notable del episodio, ya que los equipos de liderazgo en el Capitolio rara vez muestran tales divisiones públicamente.

 “Somos más fuertes cuando todos votamos juntos. Pero todos tienen su propia tarjeta de votación“, dijo McCarthy el viernes.

El representante Lee Zeldin de Nueva York, uno de los dos únicos republicanos judíos en la Cámara, dijo que la resolución debería haber condenado a Omar directamente.

El lider de la minoria de la Camara de Representantes, Kevin McCarthy, en el Capitolio de Washington, el 13 de febrero de 2019. (Foto AP / Scott Scott Applewhite)

No, no podemos venir aquí ahora y condenar de manera enfática, única y enérgica solo el antisemitismo y mencionar nombres. Pero si fuera un republicano, lo haríamos“, dijo Zeldin. “Es hora de expresar estas afirmaciones por lo que son: intencionadas, intolerantes, irrazonables, ilegítimas, antisemitas“.

El líder del Partido Republicano McCarthy aparentemente trataba de convencer a los legisladores del Partido Republicano como Louis Gohmert, de Texas, de no confundir el mensaje votando contra la resolución anti-intolerancia. Y el Representante Steve King de Iowa, despojado de las asignaciones de su comité por los líderes del Partido Republicano después de unos comentarios racistas, votó como “presente“.

En total, 23 republicanos se opusieron a la resolución.

La Representante Ilhan Omar de Minnesota con otros democratas en el Comité de Educación y Trabajo de la Cámara de Representantes durante un recargo en el proyecto de ley, en Capitol Hill en Washington, el 6 de marzo de 2019. (Foto de AP / J. Scott Applewhite)

Hicimos que algunos miembros dijeran ‘Bueno, esto es una farsa’ y votaron ‘no’ como cuestión de protesta, no por el contenido de la resolución, sino por la manera absolutamente estúpida en que los demócratas actuaron para elaborar esta resolución“. dijo el representante republicano Patrick McHenry de Carolina del Norte, quien votó a favor.

Fue una votación de espectáculo y fue una farsa“, dijo el Representante Republicano Ted Yoho de Florida. “Deberían haber tratado a [Omar] de la misma forma en que trataron al representante King“.

Muchos demócratas estaban descontentos con el episodio de Omar, la segunda vez que era reprendida. La controversia surgió en el principal mensaje de la semana de los demócratas, un proyecto de ley de reforma política aprobado el viernes.

Fuente: The Times of Israel / Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudíoMéxico