Qué impacto tendrán para el régimen de Nicolás Maduro las sanciones de EEUU a PDVSA

Nicolás Maduro

El régimen de Nicolás Maduro cada vez está más debilitado. Este lunes, Estados Unidos aplicó sanciones contra la petrolera estatal venezolana PDVSA, dando así el golpe financiero más duro en 20 años de chavismo.

En términos políticos, el único sostén de Maduro es -hasta ahora- el respaldo de la Fuerza Armada. Y en términos económicos, su única vía de subsistencia era el petróleo. Pero con esta medida anunciada por la Casa Blanca, se le acaban los recursos a un régimen que desde hace años se aferra al poder pese al rechazo interno y externo.

“Estas sanciones lo que hacen es afectar directamente la única entrada de dinero que tiene Venezuela desde hace años”, explicó a Infobae Miguel Velarde, quien detalló que la entrada de petróleo representa “más del 96% del ingreso” para el país.

Si bien desde hace años viene denunciando las violaciones a los derechos humanos y exigiendo la salida del poder del régimen chavista, Estados Unidos se abstuvo a aplicar una medida como esta por los efectos que podría traer para el mercado energético y para el propio pueblo venezolano.

Trump presiona cada vez más al régimen de MaduroTrump presiona cada vez más al régimen de Maduro

El economista y consultor político venezolano, no obstante, señaló que a raíz de la significativa baja en la producción de crudo de PDVSA, el impacto hoy en día sería mucho menor que tiempo atrás.

“Estados Unidos puede vivir sin el petróleo venezolano, pero es difícil pensar que Venezuela pueda subsistir”, aseguró Velarde. Y agregó: “Estados Unidos nunca lo había hecho porque es una medida dramática, radical, pero demostró que está decidido a que existe un cambio político en Venezuela”.

“Estas sanciones pueden hacer que los precios suban o bajen un poco, pero hay otros actores que tienen mucho más impacto para el precio del petróleo”, indicó, al asegurar que cada vez es menor el impacto que tiene la producción de crudo venezolano.

PDVSA está involucrada en numersos casos de corrupciónPDVSA está involucrada en numersos casos de corrupción

“Puede haber algún tipo de reacción, pero no creo que significativa. Aquí el impacto directo es para Venezuela”, consideró.

La medida ordena el bloqueo de USD 7.000  millones en activos de PDVSA en los Estados Unidos. Las autoridades norteamericanas adelantaron que, a su vez, provocarán otros 11.000 millones de dólares en pérdidas para la petrolera a lo largo del próximo año.

Crece la preocupación en el seno del chavismoCrece la preocupación en el seno del chavismo

“El efecto político puede ser tan grande como el económico”

Las sanciones aplicadas contra PDVSA son un claro golpe para el régimen chavista, que insiste en aferrarse al poder mientras millones de venezolanos sufren a diario la peor crisis en la historia del país. Una crisis que ya registra un éxodo superior a los tres millones de refugiados.

“El único pilar de apoyo que le queda a Maduro es una parte de las Fuerzas Armadas, y ellos son conscientes de la debilidad en la que está Maduro”, apuntó el economista y consultor político.

El ejemplo más importante es el del agregado militar de Venezuela en EEUU, José Luis Silva, quien el sábado se rebeló contra el régimen y reconoció a Juan Guaidó como presidente interino. El mismo camino siguió este lunes Scarlet Salazar, cónsul venezolana en Miami.

Pese a la importancia y el impacto que tendrán estas sanciones, Velarde aseguró que el proceso de transición comenzó días atrás con la proclamación de Juan Guaidó como presidente interino de Venezuela. Pero reconoció: “Esto acelera el proceso de transición y puede hacer que el cambio llegue antes”.

“Estamos transitando un proceso de transición prácticamente irreversible”, auguró.

¿Rusia y China al rescate del dictador?

Si bien Moscú y Beijing han respaldado a Maduro tras la juramentación de Guaidó, quien recibió el apoyo de gran parte de la comunidad internacional, Velarde opinó que es poco probable que ambos países emprendan un rescate financiero para sostener al dictador chavista.

La deuda que mantiene Venezuela con ambos países asciende a los 31 mil millones de dólares. De ese monto, 21 mil millones se deben a Beijing, y los otros 10 mil millones a Moscú. Ante la falta de dinero, el régimen responde a sus compromisos comerciales con el envío de barriles de crudo.

A fines del año pasado, Rusia y China presionaron a Venezuela para cumplir con esos envíos. A tal punto que Maduro viajó a Moscú para reunirse con Vladimir Putin y calmar las aguas.

“Los acuerdos originales disponen enviar 600.000 y 300.000 barriles al día de petróleo a Moscú y Pekín, respectivamente, pero actualmente los despachos llegan a 300.000 y 150.000 barriles”, detalló en diciembre pasado una fuente cercana a la petrolera estatal Petróleos de Venezuela.

Maduro se reunió con Putin a fines del año pasado (AFP)Maduro se reunió con Putin a fines del año pasado (AFP)

En ese sentido, Velarde recordó que desde hace años Rusia y China decidieron no prestar más dinero a Venezuela: “Mucho menos lo van a hacer ahora, porque existe la sensación de que el régimen está más débil que nunca”.

En un artículo publicado este lunes, The Wall Street Journal sostiene que “el respaldo de Rusia a Maduro tiene sus límites”.

Aunque Moscú encabeza la lista de países que respaldan al dictador, “el portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov, dijo el lunes que no hubo discusiones en el gobierno para ampliar la asistencia financiera o militar para mantener a Maduro en el poder”, sostiene el periódico norteamericano, haciendo referencia a los “fondos limitados” que tiene Rusia “para campañas internacionales”.

“Económicamente la situación de Rusia no es muy buena en este momento y otra carga a largo plazo no sería nada bienvenida”, aseguró Fyodor Lukyanov, presidente de una junta asesora del Kremlin sobre política exterior y de defensa..

El senador republicano Marco Rubio, uno de los dirigentes norteamericanos que más se ha movido para presionar a la dictadura chavista, compartió el artículo en su cuenta de Twitter y sostuvo que “Rusia no va a salvar a Maduro”: “Putin y sus compañías oligarcas como Rosneft ya han aportado cerca de $20 mil millones en ventas, préstamos y licencias de exploración, y Maduro no paga”.

“Putin puede ser malo, pero no es estúpido”, concluyó.