Obama reconoce: ISIS busca matar a los que “adoran a un Dios diferente”

En una entrevista con CBS el domingo, mientras repitió su afirmación de que el Estado Islámico de Irak y Siria (ISIS) no representa a la religión islámica, Barack Obama reconoció que el grupo busca matar a aquellos que “adoran a un Dios diferente” que no sea Allah.

Obama fue entrevistado por el corresponsal Steve Croft para el show de “60 Minutes” en una discusión que en gran parte se centró en los esfuerzos estadounidenses para combatir el terrorismo en el extranjero. Durante el debate, Croft citó que Obama había dicho que Al Qaeda estaba “diezmada” hace dos años, pero que los afiliados de la organización terrorista continúan su insurgencia en Irak y Siria, y otros han tomado el control de Libia.

“Si usted recordará, Steve, había una red internacional de Al Qaeda entre Afganistán y Pakistán, encabezado por Bin Laden. Y hemos vuelto ineficaz a esa estructura”, respondió Obama. “Pero lo que también dije, y esto fue hace dos años y hace un año, es que hay grupos regionales con ambiciones regionales y ambiciones territoriales. Y lo que también no ha cambiado es el tipo de extremismo violento, impulsado por la ideología que ha echado raíces en muy buena parte del mundo musulmán.”

Reiteró su opinión de que si bien Estados Unidos está luchando contra ISIS, no está en guerra contra la religión islámica.

“Esta semana, en mi discurso ante la Asamblea General de las Naciones Unidas, hice muy claro que no estamos en guerra contra el Islam”, dijo Obama. “El Islam es una religión que predica la paz y la abrumadora mayoría de los musulmanes son pacíficos.” Sin embargo, reconoció que ISIS y otros grupos islámicos intentan asesinar a aquellos que no adoran a Allah.

“Pero en el mundo musulmán en estos momentos, hay un cáncer que ha crecido durante demasiado tiempo que sugiere que es aceptable matar a gente inocente que adoran a un Dios diferente”, dijo. “Y ese tipo de extremismo, lamentablemente, significa que vamos a ver durante algún tiempo la posibilidad de que en un montón de diferentes países, grupos radicales puedan surgir, especialmente en los países que siguen siendo relativamente frágiles, en donde hay tensiones sectarias, donde no tienen una seguridad fuerte del estado.”

A nivel internacional, se ha reconocido ampliamente que ISIS ha tratado de matar a los cristianos y católicos en Irak y Siria, amenazando a los que no se convierten al Islam con la muerte. Otros grupos como Boko Haram de África han hecho lo mismo.