December 16, 2017

EEUU Retira Su Ayuda A La Unesco Tras La Admisión De Palestina.

EEUU no entregará a la Unesco los 60 millones de dólares (unos 43 millones de euros) que tenía previsto ingresar en noviembre a la agencia de la ONU. Tras la admisión de Palestina en el organismo internacional, a pesar de los votos en contra de Alemania, Canadá, Israel y el propio Estados Unidos, el país ha comunicado la interrupción de la financiación.

La directora general de la agencia, Irina Bokova, ya había advertido a los delegados de que el apoyo económico estadounidense, que en total supone cerca de 80 millones de dólares anuales y el 22% de la financiación del organismo, podría estar en peligro.

Con esta respuesta, EEUU aplica una ley por la que puede cortar la financiación a cualquier agencia de la ONU que acepte a Palestina como miembro. Así lo ha indicado la portavoz del Departamento de Estado estadounidense, Victoria Nuland, que ha lamentado que la admisión ‘de Palestina como Estado en la Unesco pone en marcha restricciones legislativas existentes desde hace tiempo que obligan a EEUU a abstenerse de hacer contribuciones’ a esa organización.

La portavoz ha querido insistir en que, pese a todo, EEUU mantendrá su participación y su compromiso con la Organización de Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura.

Sobre el resultado de la votación, Nuland se ha mostrado contundente. ‘Es lamentable, prematuro y socava nuestra meta compartida de una paz justa, duradera y exhaustiva en Oriente Medio’, ha dicho la portavoz, que ha mantenido la tésis estadounidense apelando a que la formación de un Estado palestino sólo se podrá lograr mediante la negociación directa entre Israel y Palestina.

El nuevo miembro de la agencia cultural de Naciones Unidas, que necesitaba 87 votos a favor para ser admitida en el organismo internacional, ha contado con el apoyo de 107 estados. Entre esos países, se encuentran, entre otros, India, China, España y Francia. Reino Unido, Colombia, Japón y México se sumaron a otras 48 abstenciones y 14 países votaron en contra.

A Israel tampoco le ha gustado que Palestina haya sido admitida en la Unesco. De hecho, el Gobierno hebreo ha amenazado con dejar de cooperar con el organismo de Naciones Unidas y todavía ha dado un paso más al advertir que podría obstaculizar el retorno a las negociaciones de paz.

‘Se trata de una maniobra unilateral palestina que no traerá ningún cambio en el terreno sino que aleja aún más la posibilidad de un acuerdo de paz. Esta decisión no convertirá a la Autoridad Palestina en un Estado, sino que pondrá obstáculos innecesarios al camino para renovar negociaciones’, aseguró el Ministerio de Exteriores en un comunicado. ‘Tras esta decisión, el Estado de Israel considerará sus próximos pasos respecto a la cooperación con la organización’, advierte la nota.

Exteriores reitera la posición israelí de que el diálogo es la única vía para hacer progresos hacia la paz y que este debe tener lugar ‘sin condiciones previas’, incluida la exigencia palestina de que se suspenda el crecimiento de las colonias judías en su territorio mientras tengan lugar las negociaciones.

La estrategia palestina en la Unesco y los pasos similares en otros organismos de la ONU supone un rechazo de los esfuerzos de la comunidad internacional para avanzar en el proceso de paz’, asegura el escrito, que agradece a los países que ‘con sentido de responsabilidad’ se han opuesto en París a la pretensión palestina en la Organización para la Educación, la Ciencia y la Cultura.

Fuente: Público